El petróleo impulsa a Repsol y lastra a IAG y otras aerolíneas

A pesar de que el Ibex 35 no ha arrancado de la mejor manera tras las fiestas de Semana Santa, hay un sector que reaparece con ganas. Así, este martes, tanto Repsol (MC:REP), como Naturgy (MC:NTGY) o Iberdrola (MC:IBE) mantienen el tipo sobre el parqué.

El fuerte impulso del petróleo, tras el fin de las exenciones de Estados Unidos a los países compradores de crudo iraní, ha catapultado a Repsol. Los futuros de petróleo crudo del WTI de Estados Unidos suben un 0,4% hasta 65,84 dólares por barril, su cota más alta desde el 31 de octubre. Los futuros de Brent suben también un 0,4% hasta 74,30 dólares por barril, su cota más alta desde octubre.

Desde principios de 2019, el precio del oro negro se ha incrementado progresivamente. La demanda o los conflictos internacionales por el crudo han provocado que la cotización del Brent se haya disparado casi un 40%. Esta subida de precio afecta positivamente a compañías como Repsol. Esta jornada, sube un 1,3% y en la última semana acumula un 2,4% de ganancias.

Los principales analistas del petróleo, además, prevén un nuevo incremento en los precios. En este sentido, Barclays (LON:BARC) cree que el veto total a Irán añadirá más tensión al mercado del petróleo, estrechando los márgenes de suministro. La retirada de hasta 900.000 barriles diarios, apostillan, pone en riesgo su previsión actual de 70 dólares de media para el barril de Brent en 2019. Desde markets.com auguran que el barril puede llegar hasta los 80 dólares.

Por otra parte, además de la subida del crudo, los analistas también valoran positivamente a Repsol. Jefferies elevó la recomendación del valor de ‘infraponderar’ a ‘mantener’, subiendo además el precio objetivo de 12,3 a 16 euros. Por su parte, JP Morgan (NYSE:JPM) emitió un informe positivo sobre la energética y elevó el precio objetivo de 17 a 17,50 euros.

Iberdrola también ha recibido una buena noticia. La firma de inversión alemana ha revisado al alza el precio objetivo de la eléctrica española desde los 7,6 euros a los 8,2 euros, lo que supone un potencial del 5,5% respecto a los precios actuales.

Las subidas del sector también se deben a otros factores. «En jornadas con una clara aversión al riesgo como la de hoy, caen en mayor medida las empresas cíclicas y se salvan las compañías con un perfil más defensivo como las eléctricas», señala Felipe López, analista de Self Bank.

«Esto es debido a que su negocio está ligado a un bien básico como la energía. Debido al agotamiento del actual ciclo económico, los analistas están primando a compañías eléctricas y del sector sanitario, dos sectores defensivos que están llamados a comportarse mejor que el mercado en caso de que la economía mundial siga deteriorándose. Al fin y al cabo, ante un eventual deterioro de la economía la gente dejará de comprar determinados artículos pero continuará consumiendo bienes básicos como alimentación, medicamentos y electricidad», puntualiza.

IAG (MC:ICAG) paga caro la subida del petróleo

La subida del petróleo también acarrea consecuencias negativas en el Ibex 35. La principal damnificada es IAG. El conglomerado de aerolíneas cae este martes un 3,29% y vuelve a sentir la presión de los inversores.

Por tanto, llueve sobre mojado para IAG, que vuelve a ver cómo sus títulos se desploman. El Brexit ha pasado factura a la salud en Bolsa de sus acciones, aunque tras la prórroga para la salida de Reino Unido tuvo un buen comportamiento. Desde que comenzó el año, el conglomerado arrastra pérdidas del 10% y es la peor compañía del Ibex 35.

Las acciones de las aerolíneas europeas también están perdiendo fuelle sobre el parqué. Así, Lufthansa (DE:LHAG) cae un 1,55%, EasyJet pierde un 3,6% y Air France KLM (PA:AIRF) se deja un 3,1%.

Fuente:  Investing

El petróleo impulsa a Repsol y lastra a IAG y otras aerolíneas
Valora este artículo
Comparte